"El cuento de la criada" de Margaret Atwood

Hoy en el espacio de recomendaciones de libros del programa "Hoy por hoy Cuenca", que dirige y presenta Paco Auñón en la cadena Ser Cuenca, hemos recomendado El cuento de la criada, relato que muchas personas han conocido a raíz de la serie de televisión del mismo título.

Conocemos un poco más de la autora, Margaret Atwood. 
Se graduó en 1961 como licenciada en filología inglesa, con estudios también de francés y filosofía. Realizó sus estudios de postgrado en la Universidad de Harvard y Ha impartido clases en varias universidades, de Canadá y EEUU
Su espíritu inquieto le ha llevado a vivir en varios países y en varias ciudades de su país natal, Canadá: Vancouver, Edmonton, Montreal, Boston, Berlín, Edimburgo, Londres y el sur de Francia. Actualmente vive en Toronto junto con su marido, el también escritor Graeme Gibson.
Su producción literaria abarca la poesía, la crítica literaria y la novela. Sus primeros poemas los publicó a los diecinueve años. Es autora de más de una veintena de libros y ha sido galardonada en diversos premios internacionales. El 25 de junio de 2008, fue reconocida con el Premio Príncipe de Asturias de las Letras 2008.
Es una mujer comprometida, milita en diversas causas en favor de los derechos humanos y defensa del medio ambiente. Interesada por el avance científico y, por los movimientos feministas, sus ideas se reflejan en sus obras.

El cuento de la criada se publicó en 1985 y catapultó a su autora a la fama mundial, aunque en España estaba descatalogada y se ha vuelto a editar en el año 2017 (en la editorial Salamandra) a raíz del éxito de la serie.
Es una novela distópica, es decir que imagina una una sociedad ficticia, que ha surgido a raíz de un desastre (guerra, golpe de Estado...) y es lo contrario a una utopía (que sería una sociedad ideal). Esta situación es consecuencia de tendencias sociales actuales (excesivo control gubernamental, capitalismo controlado por grandes compañías...)

En El cuento de la criada Estados Unidos ha sufrido una guerra civil, a raíz de unos supuestos ataques terroristas, y un grupo ultraconservador y religiosa se hace con el poder por la fuerza de las armas y proclama la república de Gilead. El mundo además sufre varios problemas producto de la excesiva contaminación: la mayoría de las personas son estériles y apenas nacen niños.

Este estado represor, totalitario, que ejerce el poder  suprime las libertades individuales y controla cada aspecto de la vida cotidiana. La sociedad está divida en categorías (clases altas y bajas) y cada grupo de mujeres viste de un color.  Las criadas visten de rojo y tienen como única misión tener hijos. Las que no cumplan con su papel son castigadas y enviadas a las colonias (especie de campo de concentración).

Esta historia tan terrorífica nos la cuenta en primera persona su protagonista, Defred, una criada que nos sitúa poco a poco en el mundo que le ha tocado vivir y conforme avanza la novela, a través de saltos temporales, nos explica cómo se pasó de la sociedad que el lector conoce y ha vivido, a esta otra dimensión alternativa.

Lo más inquietante de la novela no es esta sociedad ficticia aterradora sino que lo que cuenta está basado en la realidad, en hechos pasados o incluso actuales. Margaret Atwood incluye un prólogo en el año 2017 que es muy útil para entender la novela y en él explica que cuando la escribió se propuso no inventar nada, sino que todos los detalles forman parte de algo ya existente. Hace referencia a dos momentos cruciales:
El año en que nació, 1939: “El orden establecido puede desvanecerse de la noche a la mañana. No se puede confiar en la frase ‘Esto aquí no puede pasar”.
También habla de su vida en 1984 en Berlín Occidental, en el Este observó “la cautela, la sensación de ser objeto de espionaje, los silencios, los cambios de tema...”.

Además se ha considerado como una obra de referencia del feminismo ya que la trama se centra en la opresión de las mujeres bajo un  gobierno totalitario, es un alegato contra la misoginia, la violencia machista institucionalizada.

A pesar de provocar inquietud e incomodidad en todo momento, es una novela necesaria porque nos hace reflexionar de los peligros (posibles) de nuestra sociedad y sobre la necesidad de estar alerta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario